Remedios caseros para el estreñimientos en bebés

El estreñimiento es una característica que se presenta con mucha regularidad en los bebés recién nacidos, más que todo en aquellos que son alimentados con leche de fórmula.

Este no es un problema orgánico, más bien es funcional, y se puede corregir con algunos cuidados caseros y tomando medidas preventivas, por supuesto debemos hacerlo con mucho cuidado, pues estamos hablando de un recién nacido.

¿Cómo sé que mi bebé está presentando estreñimiento?

Me gustaría aclararte que, durante el primer mes de vida de tu bebé, puede que defeque al menos de una vez al día, incluso, pasar varios días sin defecar; esto se debe, en algunos casos, a que no está ingiriendo suficiente alimento y no necesariamente a que está presentando estreñimiento. Sin embargo, si lo estás amamantando pueden pasar algunos días y hasta una semana entre evacuaciones, significa que está aprovechando todos los nutrientes de la leche materna y no necesita hacer popó.

Cuando el estreñimiento se presenta debido a un problema funcional, como ya te comenté anteriormente, éste es fácil de controlar, la mejor solución se encentra en alimentarlo de forma natural, es decir, darle el pecho.

Los primeros indicativos de que el bebé está presentando estreñimiento son:

  • Las heces son secas, duras, y le causan dolor al momento de evacuar ya que le producen fisuras en el ano.
  • Se le observa incómodo y llora mucho al momento de evacuar
  • Hace mucho esfuerzo para lograr una evacuación, esto no es necesariamente alarmante, pero su cara se torna roja. Esto también es por la posición (acostado) en que generalmente defeca.
  • Se le nota sin apetito

En relación a este último punto, el de la posición, imaginemos por un momento que tengamos que defecar así, acostadas ¿Se imaginan lo incómodo? Aquí es donde les recomiendo que busquen una mejor posición que les ayude a los bebés a defecar sin tanta incomodidad. Por ejemplo, sentadito con su espalda recostada de nuestra panza, así le será mucho más fácil y aprovechamos para darle un suave masaje en su pancita con algún aceite esencial.

¿Qué remedios caseros puedo utilizar?

¿No te sucede que, al leer esta pregunta, te viene a la mente la abuelita? Esto es porque ellas son muy sabias, conocen mucho de la naturaleza de los niños, a muchas de ellas seguro les tocó lidiar estos problemas sin muchos recursos, así que se las ingeniaron para solucionarlo con su sabiduría y valiéndose de lo que le ofrecía la madre naturaleza.

Dentro de los remedios caseros que usaban nuestras abuelitas para el estreñimiento de los bebés están:

1.- Masajear suavemente el vientre del bebé con movimientos circulares en el sentido de las agujas del reloj. Esto también le ayudará si además del estreñimiento tiene dolor de barriga.

2. Ejercicio

Mover suavemente las piernitas del bebé en posición acostado boca arriba, este es uno de los ejercicios más comunes que se pueden aplicar, ya que por ser muy pequeños no caminan e incluso, aun no gatean.

Estos movimientos de sus piernitas se hacen simulado como si pedaleara una bicicleta, poco a poco esto le ayudará para que sus intestinos comiencen a moverse y funcionar mejor.

3. Un baño tibio

Un baño tibio resulta muy beneficioso para que el bebé pueda relajar los músculos del abdomen, al bajar la tensión en esta área se facilita que pueda defecar con menos esfuerzo.

4.- Hacer cambios en la dieta

Si haces algunos cambios en la alimentación de tu bebé también es una buena opción para aliviar el estreñimiento, sin embargo, estos varían de acuerdo a l edad del bebé, ya que en la mayoría de los casos aun no comen alimentos sólidos. En el caso de que el bebé esté en edad de poder ingerir estos alimentos, los padres o cuidadores pueden incorporar algunas fuentes de fibra.

5.- Hidratarlo

Una vez que el bebé llaga a la edad de 4 ó 4 meses, ya puede ingerir pequeñas cantidades de agua o jugo de fruta, se recomiendan frutas como ciruelas y manzanas ya que son muy efectivas para tratar la constipación. Sin embargo, esto se hace previa consulta con su pediatra, éste indicará cuánta agua o jugo darle al bebé y en qué momento comenzar a hacerlo.

Como podrás ver, poder detectar los síntomas de que tu bebé tiene pasa por una crisis de estreñimiento es bastante sencillo, solo debes aprender a observar bien y poder detectar si su poca defecación se debe a este problema o simplemente su organismo no necesita defecar, porque se está dando su tiempo para procesar todos los nutrientes.

Algo final que considero importante hacer notar es acerca de tu propia alimentación, ya que, si estás amamantando, todo lo que comas tendrá su incidencia en la salud del bebé, por esto debes ser muy cuidadosa con tu dieta, ingiere comidas sanas, mucha fibra, jugos naturales, elimina las grasas, fritura, condimentos y otros. ¡Espero que todo esto sea de mucho provecho para ti y para tu bebé!

 

Ángela

Me llamo Ángela, soy madre de un nene y una nena. En el 2012 cree este blog por puro ocio y fue creciendo hasta convertirme en mamá bloguera y ser una fuente de ingresos. Enseño trucos con los bebés, doy ideas y analizo productos para ayudar a otras mamás.

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.